97 años y 2 Semifinales de Copa

Ese va a ser el palmarés del Racing al final esta temporada, salvo que la defensa del Atlético de Madrid dentro de su habitual generosidad, le regale 5 goles la semana pasada.
Ayer decidí acercarme al Vicente Calderón a ver cuál tocaba, si la de cal o la de arena. Con uno equipo así de irregular y sin jugar a nada, no se va a ningún lado, pero en una Liga tan mediocre todo puede pasar.
A media tarde me encontré con un seguidor del Racing en un estado de ánimo bastante exhaltado. Estaba ahí en la plaza de la Latina en medio de una llovizna que no calaba con los demás seguidores del Racing coreando cánticos como “Getafe es una aldea” o “Puta Getafe”, haciendo alusión a su máximo rival las últimas temporadas. Lo cierto es que el merchandising del Racing está bastante chulo. Después nos acercamos al Diamante a aviutallarnos antes del partido. Un bar con muchos diamantes, ya lo creo. A la salida y con las manos ocupadas, enfilamos la calle Toledo hacia el estadio Vicente Calderón donde acuden a millares los que gustan del fútbol de emoción. La llovizna ya se había convertido en simplemente lluvia.
Finalmente alcanzamos el túnel de la M30 donde la afición se cobijaba, mientras los racinguistas, 4.000, ni más ni menos, se calaban en lo alto del Fondo Norte tras haberse hecho 450kms.Tras comprobar la impermeabilidad de nuestros abrigos nos dispusimos a vivir el ambiente. En la puerta 0 no había mucha gente, de hecho incluso faltaban periodistas habituales. Mientras llegaba la gente decidimos hacernos una foto para conmemorar tan histórico partido para unos.
De repente se ve algo de tumulto, era Antonio, Antonio Resines que había sido invitado por Mahou para marcarse unos homónimos en la barra de la sala VIP. No se nos escapó. Después llegó Vicente del Bosque, raudo y veloz, pero no pasaba nada, pq latertuliadeportiva.com ya le cazó en su momento. Entre los policias vi a Marcelino, se lo dije al seguidor racinguista que seguía bastante exhaltado de emoción y empezó a llamarle. Se colocaron para la foto y mientras el móvil húmedo intentaba enfocar, en la conversación se oía, “Fuiste muy importante” “Sí, ya lo sé”.La cosa parecía que no iba a ir a más, así que decidimos acceder a las gradas para entre otras cosas ir al baño cuando nos vimos a uno de los periodistas habituales que llegaba tarde a la cita.
Ya dentro del estadio el ambiente era un ambiente de Copa, un ambiente especial. Las dos aficiones coreando sus cánticos bajo la lluvia. Decidimos cambiar nuestra ubicación para ver mejor el partido, pero la seguridad estaba muy segura, incluso el seguidor exhaltado del Racing quería ver el partido con sus colegas seguidores, pero ni por esas, y no sería por insistencia. Nos fuimos a nuestras localidades a disfrutar del partido cuando nos cruzamos con el periodista habitual. El partido empezó frenético. El Kun jugaba y jugaba, una lástima que no le queden más de 15 partidos en el Vicente Calderón. Canales tb jugaba y jugaba. Y llegó el primero. La grada saltaba y saltaba, salvo los seguidores del Racing. Y el segundo antes de llegar al descanso. La exhaltación del seguidor racinguista se había desvanecido, mientras, alrededor unos y unas, y qué unas, se abrazaban y otros exhaltados seguidores atléticos se acordaban de los seguidores racinguistas.Durante el descanso estuvimos departiendo con el periodista habitual que nos confesaba que había cosas inexplicables.El segundo tiempo bajó de ritmo, pero aún había tensión, un gol del Racing daría vidilla a la eliminatoria y a un viaje a Santander. Pero llegó el famoso penalty fuera del área.
El Cachabacha no falló esta vez, ni la segunda vez. El Racing dio un último coletazo con un cabezazo perfecto contestado por una parada perfecta de Van der Gea (áquel que vimos debutar en Oporto).
Ayer noche pudimos estar viendo al futuro portero y al futuro media punta de la selección española.Llegó el pitido final. El estadio se fue quedando vacío, pensando que se había ganado la Champions (un 2ªb, un 2ª y el Racing) y los seguidores racinguistas nada exhaltados tuvieron que esperar dentro del estadio mientras desde fuera, los exhaltados seguidores atléticos les dedicaban unos cuantos adjetivos y les recordaban los kilómetros que hay entre Madrid y el Racing.
Un partido más.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s